Esta especialidad se dedica al tratamiento tanto preventivo como curativo de los tejidos de sostén de las piezas dentarias: encías, hueso y periodonto. Éstos pueden inflamarse por diversas causas, como la falta de prolijidad en las técnicas de cepillado e higiene bucal y el depósito anormal de tártaro en la superficie de los dientes.

Esta enfermedad, que es progresiva e irreversible, obliga a la realización de un tratamiento precoz, de lo contrario se pueden perder los dientes prematuramente a causa de su gran movilidad. Muchas veces, la recuperación de la salud de las encías es el primer paso para otros tratamientos de rehabilitación dental.

Del mismo modo, hay patologías sistémicas que guardan estrecha relación con la salud de estos tejidos, por ejemplo la diabetes. Además, ante la mayor frecuencia de inflamaciones de las encías, las embarazadas deben asistir frecuentemente con un odontólogo periodoncista.

Encuentra un Centro Médico

Reservar una Hora

Contáctanos